¡Susúrralo!

¡Haz un juego de susurrar con tu niño y experimenta con esta forma diferente de comunicarse! Acuerden que por cinco minutos van a susurrar todo lo que se quieran decir.

Fíjense cómo tienen que estar más cerca para escuchar lo que se dicen, y cómo tienen que mirarse el uno al otro para saber si están hablando o no. También fíjense lo duro que de repente parecen hacerse otros ruidos del ambiente. ¿Puedes susurrar suave o fuerte? ¿Puedes hacer un susurro gritado?

Para una ampliación divertida cuando tu hijo tiene amigos en casa, jueguen una versión sencilla del tradicional juego “teléfono roto”. Siéntense en círculo y empieza el juego susurrando una palabra en el oído del niño sentado a tu lado. Ese niño luego susurra la palabra al niño siguiente hasta que la palabra haya pasado por todo el círculo. ¿Al final es la misma palabra con la que empezaron? ¿O es una palabra realmente chistosa?

Video Relacionado